17:15 h. martes, 22 de septiembre de 2020

Tánger sufre una grave situación ante el coronavirus

Director  |  03 de agosto de 2020 (20:35 h.)
TANGER
TANGER
Tánger es una de las ocho ciudades aisladas en Marruecos y está sufriendo la situación sanitaria debida al coronavirus.

 

Por Jesús Cabaleiro

Tánger está sufriendo un incremento notable de casos de coronavirus  y la fuerte presión ejercida han empujado a las autoridades de la ciudad  a buscar centros para los nuevos pacientes. El confinamiento a que está sometido la ciudad se quiere endurecer y, de momento, se ha adelantado el cierre de cafeterías y restaurantes así como la clausura de industrias hasta el 12 de agosto.

La ciudad del Estrecho es una de las ocho ciudades aisladas en Marruecos de la que no se puede entrar ni salir salvo con permisos especiales durante 14 días,  y se considera actualmente una de las  más afectadas por el coronavirus debido a las numerosas infecciones que se cuentan por 736 y 12 muertos –cinco en las últimas 24 horas- en apenas tres días. En total en la ciudad ha habido 2343 afectados por  coronavirus. Algunas fuentes apuntan que la situación está fuera de control.

"Hemos observado recientemente la aparición de casos graves y un número creciente de muertes en Tánger, en comparación con otras ciudades como Fez, Casablanca y Marrakech”  confesó el ministro de Sanidad, Khalid Ait Taleb.

El hospital Mohammed VI en Tánger está abarrotado debido a la avalancha de residentes de la ciudad para realizar pruebas para el coronavirus. Además hay un total de 81 médicos y enfermeros infectados en la ciudad, la mitad en la última semana y cinco de ellos en las últimas 24 horas.

La situación es tensa en el hospital donde videos transmitidos en las redes sociales muestran largas colas frente al centro hospitalario para someterse a pruebas de detección, y el caos  está afectando el interior del centro para acomodar casos urgentes.

Un video mostraba la sala de reanimación de dicho hospital abarrotado de pacientes, hasta el punto de que algunos han caído al suelo mientras esperan el tratamiento. Además, un paciente de covid intentó suicidarse tirándose desde la segunda planta del centro hospitalario.

Las autoridades locales en Tánger se están preparando para convertir el campus universitario para recibir a nuevos pacientes con el coronavirus. El campus universitario se considera entre los lugares "elegibles" para recibir docenas de pacientes, debido a la presencia de habitaciones y camas reservadas para estudiantes universitarios.

La semana pasada, se estableció una nueva unidad de reanimación médica en la clínica de seguridad social de Tánger, que será supervisada por un equipo médico militar, compuesto por 48 médicos y enfermeras especializadas en reanimación, anestesiología, epidemiología y virología, para fortalecer la oferta de atención médica en la ciudad del Estrecho. También se ha reclutado a estudiantes de Medicina.

La Liga de Derechos Humanos ha señalado que son necesarias 200 camas equipadas en lugar de las 60 actuales y unos cien médicos y 300 enfermeros para completar el personal sanitario. En este sentido, solicitó la apertura de Centro Hospitalario Universitario y de la facultad de Medicina que debía estar concluido a finales del presente año tras más de cinco años de obras.

Del mismo modo, llueven las críticas contra el ministro de Sanidad, Khalid Ait Taleb, quien en unas declaraciones efectuadas el pasado 15 de julio se refirió despectivamente a Tánger como "esa ciudad que está en el norte".

El propio alcalde de Tánger, Mohamed Bachir Abdellaoui, en su condición de parlamentario en Rabat por el Partido Justicia y Desarrollo (PJD), registró una pregunta sobre las declaraciones del ministro mostrando su malestar por lo que manifestó.

En total en Marruecos hay 25537 casos Covid-19 y 382 muertos.